25-11-2021

Manifiesto del Consejo de la Mujer de Torrelavega con motivo del 25N, Día Internacional contra la violencia de género

Cada 25 de noviembre el Consejo de la Mujer de Torrelavega se suma a la conmemoración del Día Internacional de la eliminación de la Violencia contra la Mujer.

 

Desde el Consejo de la Mujer estamos trabajando por proyectos de futuro. Compartimos el dolor de tantas mujeres que sufren violencia, de sus hijas e hijos, madres, padres, familiares y amigos. A ellas dirigimos todo nuestro apoyo, la convicción de que luchamos por la más justa de las causas y nuestro compromiso de no dejar de avanzar hasta erradicar de nuestra sociedad la violencia machista. Hoy estamos aquí para decirles que nos están solas.

 

Desde 2003, han sido asesinadas 1.117 mujeres y 44 niñas y niños. Desde 2019 se han interpuesto 452 095 órdenes de protección y 652 795 mujeres han recibido el apoyo de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad a través del Sistema de Seguimiento Integral en los casos de Violencia de Género VIOGEN.

 

Durante la crisis de la COVID-19 se pusieron a disposición de las administraciones los recursos necesarios para prevenir y combatir la violencia de género y se consideró la atención a las víctimas de la violencia de género servicio esencial. Pero la violencia machista sigue viviéndose en silencio. Según los datos de la última “Macroencuesta de violencia contra la mujer”, el 34,2% de las mujeres han sufrido violencia por parte de sus parejas o exparejas, Sin embargo, el 47,2% no han denunciado ni han utilizado los servicios públicos de ayuda.

 

Superamos el millar de mujeres asesinadas, cientos de miles hemos necesitado protección ante el riesgo de serlo y continuamos padeciendo violencia en cualquiera de sus formas, en la mayoría de los casos todavía desde el silencio, ocultando el sufrimiento, conviviendo con nuestros torturadores, muriendo a manos de quien dijo querernos. No podemos olvidar que detrás de la frialdad de cada cifra y cada porcentaje está la vida de una mujer que seguro está más cerca de lo que imaginamos; entre nuestras hijas, nuestras hermanas, nuestras amigas.

 

No podemos resignarnos a que se asuma como normalidad la tragedia dolorosamente cotidiana de la violencia machista porque es el resultado, tal y como señala Naciones Unidas, de “unas relaciones de poder desiguales entre mujeres y hombres que persiste como una crisis silenciosa”.

 

No podemos dar cobertura social a los violentos, no podemos escudarnos en la intimidad del hogar ni mirar para otro lado. No son cosas de casa, es cosas de todos.

 

Las mujeres tenemos que sentirnos amparadas, arropadas y apoyadas, no solo desde las administraciones, sino desde nuestro entorno familiar, laboral y social. Y los agresores han de sentirse solos, aislados y señalados. Tejamos redes que ayuden a romper el silencio y no dar cobertura a los torturadores. Ostracismo a los machistas porque el machismo mata. Tenemos que asumirlo y reaccionar ante ello.

 

Rechacemos la violencia hacia la mujer en todas sus formas, física, psicológica, económica, sexual, el acoso callejero… No queremos ser increpadas, acosadas, agredidas, humilladas y vilipendiadas. No queremos mirar hacia atrás cuando caminamos solas, ni normalizar que el miedo ha de ser nuestro compañero de vida por el hecho de ser mujeres. Por eso, un año más, Torrelavega se suma a los millones de mujeres y hombres que en todo el planeta gritamos ¡NO!

 

Los diferentes tipos de violencia que sufren las mujeres requieren de leyes específicas e integrales para adecuar la necesidad de intervención y de protección a cada tipo de violencia. Es urgente la aprobación de leyes que garanticen que el consentimiento de la mujer sea el aspecto fundamental sobre el que se configuran los delitos contra la libertad sexual.

 

Hoy queremos reafirmar ante el mundo que somos dueñas de nuestros cuerpos y nuestra voluntad. La trata de mujeres y niñas con fines de explotación sexual existe porque hay demanda de mujeres y niñas para la prostitución, una de las formas más terribles de violencia contra las mujeres. Nuestros cuerpos no pueden ser objeto de consumo ni un modelo de sociedad igualitaria es compatible con la prostitución y la trata de seres humanos.

 

Cada año somos más. Nadie puede frenarnos, nadie puede negar la realidad y si lo hacen serán silenciados. Porque cada 25 de Noviembre nuestra voz se escucha más alto. Cada día nuestra manada es más numerosa y el muro que levantamos entre todas y todos contra la violencia es más fuerte.

 

El Consejo de la Mujer nos sentimos cada vez más orgullosas de todos vosotros y vosotras, que nos acompañáis para gritar en nombre de aquellas que ya no están, de las que hoy nos encontramos aquí y de las mujeres que nos acompañarán en el futuro que Torrelavega grita no.

 

Nos queremos Vivas Libres y Unidas

Buscador de Noticias

« Noviembre 2021 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          

2013 Ayuntamiento de Torrelavega